Simiocracia, Aleix Saló


 

Simiocracia
Crónica de la gran resaca económica
Aleix Saló, 2012

DEBOLS!LLO,
144 páginas, b/n
9,95€

 

 

9   

     

 

 

   

 

Leer Simiocracia te va a dar muchas razones para indignarte con la sociedad en general y con la política en particular. Se dice que el ignorante es más feliz, pues una vez enterado de la situación y de los porqués que nos han llevado a nuestro estado actual te va a costar un poquito más encontrar la tan ansiada felicidad que muchos se empeñan en buscar. Fácil de leer y comprender incluso para los más perezosos, una realidad compleja explicada de la forma más simple que demuestra –si se me permite la analogía– que con un buen profesor un alumno puede aprenderse el temario más ininteligible.

Aleix Saló explica con gracia y chispa los orígenes de la crisis; la burbuja inmobiliaria, la repartición indiscriminada de créditos, el colapso y resalta la ignorancia y pereza ciudadana que vive ausente gobernada por una panda de ineptos que él mismo resalta como simios, de ahí Simiocracia. Critica e invita a la reflexión con gran ironía y es prácticamente imposible que te deje indiferente.

Grano a grano se construye una montaña y te das cuenta de que al final el desparrame tenía que petar. Para aquellos que realmente creyeron que en España se ha vivido por encima de sus posibilidades aquí tienen la respuesta. Lo más preocupante es que de entre todo lo sucedido en la mayoría de los casos se ha producido por fenómenos alejados de la ciudadanía, aspectos que el ciudadano de a pie no puede ni controlar ni evitar, el juego tenía la entrada vetada para la población más humilde, en cuanto al resto muchos fueron timados debido a su inconsciencia y como no, avaricia.

Si lo que buscas es profundad quizás esta no sea la mejor opción pero para entender en rasgos generales qué narices han hecho nuestros gobernantes –sí, aquellos que se supone que saben llevar un país– es el mejor inicio. Es más, vale la pena seguir releyéndolo para no olvidarte de ningún detalle no sea que te dé por creerte eso de que perdonar siempre es bueno. El daño ya está hecho, pero irremediablemente piensas “estos nos han jorobao bien ¿y ahora qué?

Para mí: imprescindible, divertido e instructivo. Sólo por esta frase “cada vez que un político pronuncia la frase “poner en el mapa” Calatrava viola a un gatito”, se lleva toda la glória.

Y no hay mejor manera de conocerlo que con este vídeo

Anuncios